¿Cómo combaten el frío de Villena los animales exóticos en AAP Primadomus?

En AAP Primadomus intentamos que los primates y felinos recuperen su bienestar y se sientan lo mejor posible: les buscamos congéneres para socializar, les estimulamos con enriquecimiento ambiental, les ofrecemos una dieta equilibrada y adecuamos sus instalaciones. Pero hay cosas, como el clima, que no podemos cambiar. Al no ser animales autóctonos, algunos no están preparados para soportar los rigores del invierno de Villena, uno de los municipios más fríos de Alicante.

Para evitar las bajas temperaturas en la naturaleza los animales adoptan diferentes estrategias: emigrar, hibernar, ponerse al sol, aumentar su capa de grasa o guarecerse en la madriguera. Los primates y felinos de AAP Primadomus, como mamíferos que son, tienen la capacidad de adecuarse al entorno y regular su temperatura corporal, pero si es necesario y el invierno se pone muy desapacible, les echamos una mano, pues desgraciadamente ya no están en su medio natural.

Primates

Macacos de Berbería al sol en invierno
Grupo de macacos de Berbería.

La especie más común en el centro de rescate y rehabilitación es el macaco de Berbería, uno de los pocos primates que habitan en un clima frío: las montañas del Rif y Altas de Marruecos y Argelia. Desde hace unos meses les podemos ver con el pelaje de invierno, mucho más denso y esponjoso. A ellos, las gélidas noches que estamos teniendo no les afectan porque la naturaleza los ha dotado con este recurso que actúa como un excelente abrigo.

No ocurre lo mismo con los macacos de cola de cerdo, de origen asiático, o los capuchinos, de América central y sur, ambos primates tropicales que no están adaptados a estas temperaturas invernales. En una situación de frío extremo los mamíferos nos bioregulamos para concentrar la sangre en los órganos vitales -corazón, cerebro, pulmones-. En las áreas periféricas, como las manos y pies o la cola se produce vasoconstricción, lo que puede llevar a la congelación de esos miembros. Para evitar este tipo de situaciones en AAP Primadomus no permitimos la salida de primates a las instalaciones exteriores durante las heladoras noches de invierno y además contamos con un buen sistema de calefacción. Nuestros cuidadores y voluntarios se sorprenden cuando ven por primera vez a los macacos pegados a la pared. Es porque la calefacción radiante pasa por ahí, y obviamente es donde están más a gustito.

Chimpancé Peggy con manta, chimpanzee Peggy with blanket
La chimpancé Peggy se refugia bajo una manta.

Un truco habitual para soportar el frío consiste en juntarse, de dos en 2 o en grupos, creando de este modo estampas entrañables. Los más divertidos son, sin duda, los chimpancés que utilizan las mantas que les proporcionamos para taparse, resguardarse y olvidarse del frescor invernal. Los monos de Primadomus también se resfrían, como nosotros, y en esta época el personal veterinario está atento para detectar la sintomatología cuanto antes, sobre todo en los grupos sensibles: los animales más ancianos.

Felinos

Silas and Govani en cobijo AAP Primadomus
Silas y Govani, dos de los leones rescatados por AAP Primadomus, en uno de los cobijos construídos para el invierno.

Los felinos de AAP Primadomus se guarecen en los cobijos de madera con base de paja que les hemos construido y cuando empieza a calentar la mañana se tumban al sol, la mejor estufa natural. Cada animal tiene su rinconcito favorito y a los leones es fácil verlos acurrucados junto a sus compañeros. En general todos los grandes felinos están más activos, una efectiva manera de combatir la ola de frío. Esto les hace gastar más calorías y por ello, durante el invierno, les hemos subido la dieta. Además en los días más ventosos y fríos, siempre se pueden guarecer en las instalaciones interiores, dónde están a salvo del viento.

De esta forma, con estrategias adecuadas, proporcionamos el calor y confort necesario a cada una de las especies rescatadas en el centro.

Blijf op de hoogte

Schrijf je in en ontvang elke 2 maanden de leukste verhalen over onze dieren.